Las formas, surgen...


"¡Las grandes formas, surgen!


Formas de la Democracia total, resultado de centurias,


formas que se proyectan siempre sobre otras formas,


formas de ciudades turbulentas y viriles,


formas de los amigos y de los seres hospitalarios de toda la tierra,


formas que abrazan la tierra y se unen a toda la tierra."

Walt Withman.





*Entre las más atroces calamidades (desde la ignorancia para el control, la comida para los controladores, los controladores para las multinacionales, las multinacionales para el mercado, el mercado para el consumidor registrado, hasta el consumismo para la sensación de vacío, el vacío efectivo luego del consumo, la aparente circularidad de los días, luces de neón y ofertas para la distracción, el aplacamiento verbal, la mercantilización del deseo) surgen voces, nuevas o estereotipadas, que intentan darle forma de cambio a la materia cotidiana.

Combatir a viva voz las viejas y vigentes formas, es el objetivo subjetivo e implícito. En el combate cotidiano las nuevas voces triunfan con la escritura de un poema, el rasguido un acorde, en la creación de una pincelada cromática más.

Expresar una idea, generarla, germinar una emoción en el otro, apareciendo, creando nuevas creaciones, apostando a la utopía, para mostrar la posibilidad y la REALIDAD del cambio, es la lucha continua, individual, social, y visceral que día a día, creo y espero, nos vaya contagiando a todos...


¡..BIENVENIDOS!

Uma


Thursday, August 10, 2017

y no ser capturada
por la vajilla la mesa 
con cosas la pregunta 
por la cena ni quehaceres 
de la hora
del orden.
Urge algo adentro
de mejor atención:
una fiesta atípica
como volcán como palabras
una lava sintáctica
que derrite lo inmediato
algo arde tanto
más acá
más hacia el centro
En el riñón de mi mamá hay una mancha
en el riñón izquierdo de mi mamá hay celúlas combativas
en el riñón de mi mamá hay un túnel de historias
en el riñón de mi mamá hay un nombre y un apellido
en el riñón de mi mamá hay una plaza de juegos
en el riñón de mi mamá está esa palabra tan oscura
pero el rignón tiene experiencia
tiene trabajo y un currículum de bondad
tiene manos, bisturíes, milagros, toboganes.


Saturday, March 11, 2017

Si el vacío se presenta
estrechar su mano puede
ser un buen gesto después
de todo los pájaros

baten alas sin motivo
y en el aire se atraviesan
como barcos extraviados
sin llenar ningún espacio
sin timón ni hacer preguntas.

Una mancha puede tener múltiples formas.
Una mancha oscura a veces es una luz.
Otras veces es una pregunta.
Es una sensación de fragilidad.
O bien un viaje hacia los detalles simples.
Una mancha, algo indefinido, que crece y late.
Algo que se busca lugar entre lo vivo.
Y llama.
Y hay que ir.
Atravesarlo como se atraviesa un bosque.
Acariciarlo como a un gato enojado.
Respetar su presencia irrebatible.
Una mancha quitada puede ser un vacío saludable.
Una hoja meciéndose desnuda.
Un regalo, un suspiro, una posibilidad.





Thursday, February 18, 2016

Ecos


1
¿En qué pensaba cuando tocaba el cielo desde una hamaca? ¿En qué pensaba cuando rompía la arena y éramos capaces de enterrar cuerpos enteros? ¿bajo qué arena, qué otra piel esconderse ahora? ¿y cuando aplaudían buscando una niña perdida, en qué pensaba? ¿por qué ya nadie aplaude, entonces?

2
¿Por qué quedarse parada, revuelta, al borde del mar quieto hablando con dioses? Siempre era tarde para todo, para la tarde, para todos. Venía la tormenta, venía toda la felicidad hacia nosotros, aventándonos. ¿Por qué salir corriendo, si era sólo más agua? ¡Esperen! ¡Esperen! Pero ellos no esperaban. Había pensamientos. Había dolor. Era el tiempo de los grandes, el tiempo tonto. Pero el tiempo era pequeño como dedos y ahí estábamos. Contando y rezando con las manos del mar.

Avenida 44

Esperando el colectivo
el semáforo es fuego.

Volver a casa donde nadie espera.
La gente se amontona el verdulero
arroja la fruta mordida
emboca su suerte al cesto.

Apenas el sol puja
por brillar detrás
de edificios espejados.

Esperar para volver
a encasillar los restos
del día bajo un cielo
de hormigón o teja.

Cada vez somos más
para subir juntos
a escribir sonrisas
a evitar silencios.




La hora difícl


es la hora difícil
se demora débilmente
entre bordes de la noche
como elásticos de cielo

hay unos ojos gigantes
juzgan mi pasajero estar 
señalan la porción sola
recuerdan la cama amplia
y la ausencia del sofá
la cocina no me atrevo

sin sentido en la cintura
se apoyan mis brazos
hacia atrás va el resoplido
donde trepa la nostalgia

cuánto drama por tan poco
pienso mientras por adentro
me murmuro los consuelos
de lo mucho y lo difícil
de alcanzar las alacenas

cada copa estallada 
contra el piso como espejos
reviven para esta hora
como fotos fragmentadas
como viajes postergados

el recuerdo es traicionero
aumenta más cada noche
como sombra vagabunda
para sentarse conmigo

en la cena de las nueve
una hora tan espesa
donde la carne es un nudo
una tajada al silencio
un desencuentro rotundo.
Sólo puedo ésto
recordar diálogos de cariño
vaciar la casa y buscar 
en todo tu nombre

encontrarlo darlo vuelta ver qué cae ver
si todavía anda si responde 

ir a las fotos cuando la cosa
se vuelve densa, jugar con gatos
no sé, puedo ésto
formar palabras con palabras
mirar la casa quieta y escuchar 

un sonido perdido entre la enredadera
las hojas perfumadas de silencio
tu presencia en el viejo patio
sentado en el escalón

mirar el pasillo donde se combaten
las uvas donde juega el viento
a que baila y a dar vueltas
con las bolsas de papel

y no lo sabíamos pero son así
estos domingos de diciembre sin voz
de palabras que se muerden
de lluvia de lluvia 
así son.

Sunday, December 6, 2015

Globos de adiós.

Tiempo para entender. Para despedirte sin odiarte. Para soltarte, como la mano va mostrando cada dedo, con menos fuerza cada vez, dejar ir los hilos, de los globos, de colores. Vayan al sol. Sean en el aire nuestros días. Acá está lo típico: recuerdos. Y qué son  recuerdos. No lo sé.

Acaso fragancias, ilusiones, encuentros. A veces enojos y enmienda. Rostros de cielo que  guardaron nuestros besos para morir. Solíamos construir de colores las noches. Pasión por los caramelos, tardes ligeras bajo el árbol de paltas.

Acá, la sensación. De mis besos durmiendo, en tu cuello. Y se va, tu piel hacia otros días. Soplo, soplo bien, a volar. Abro la mano, la soga sube, te despojo, vas. Bajo la mirada, el dolor, mis manos, líneas abiertas de futuro.

Ya se apuran en ir, los veo confundirse en el arcoiris, acá se quedan los deseos, las tardes de verano, un coro de grillos tristes, una casa en silencio. Todas tus cosas dicen adiós. Veo tu sombra partir, los miedos van. No sabré de qué reír, ni qué cantar. Acá sólo manos, heridas de horizontes. Sueños. No más.

Wednesday, November 11, 2015

Marzo


Se fue el día:
y con él promesas
besos como miedos
que olvidaste en un cajón
de la mesa de luz tenue
supe estar desprevenida
en una ciudad sola
de vos y de tu recuerdo
sentado en las diagonales
vencido de encrucijadas
camino voy calle adentro
hago amigos y resurjo
reniego de la humedad
me visto para la lluvia
de ocasión especial
los árboles me enamoran
los imagino que bailan
a plena luz de la noche
desvestida está la luna
desnuda de soledad
en el cuarto tan menguante
vuelan blusas y silbidos
los meses demoran años
el viento tragó los miedos
será para arder que somos
pero nunca lo sabremos.

Friday, October 16, 2015

Me gustan
las ventanas que no fueron
su cemento pulido
los vacíos incalculables
y caminar hacia adentro.

Monday, September 7, 2015

aparecer

Te extraño como en la piel
como quien tironea del olvido
como quien pliega su duelo en partes iguales
quisiera gritar tu nombre tres veces

Friday, July 31, 2015

 A veces me dejo capturar por la chatura en movimiento. Me permito nadar a favor de la corriente y sentir el líquido denso estar entre mis cosas, entre mi cuerpo, marcando la dirección. Voy de fluir en fluir. Repito palabras que suenan bien. Escondo anécdotas sobresalientes. Simplemente ondulo mis formas a ras del agua.

Lo positivo dicen

buscalo entre lo negro

abrí los ojos que las cosas

darán su luz al momento

cuestión de meses más meses

menos y dirás

adiós sin premura;

amigos copas y códigos de barra,

patear la calle dar 

la vuelta al perro y al sentido

del humor

no lo pierdas, dicen

pero las veredas sólo son

testigos mudos de sus pies ausentes

como abrir la puerta y ver nada

más que el árbol desnudo

de hojas y de años

entonces qué

a lo mejor dicen

tantas cosas.

Tuesday, June 23, 2015

es así la cosa
no estás y no sabré
si alguna vez
estuviste salvo el día
ese día que se abría
con la llave de los miedos
que corrieron sin mis sueños
sin tu valor y sin mi
nos plantaron la bandera
olvidaron que nosotros
éramos para durar
más que pálidas palabras
más que celos y chicanas
tristes frases desarmadas
entonaron un adiós
del ayer algo insistías
del mañana casi nada
sollozabas con las manos
en el fuego varias pavas
hervían bajo la sombra
del desencuentro me voy
me fugo con las ideas
me pierdo en el sinsabor
de mates tibios sin dueño
sin prisa
ni cebador.

Varios
domingos van:
pavas y pavas
derretidas al fuego
hervidas de esperar
el momento perdido
en la justa indiferencia
de lo solo de lo igual
estos días
donde da lo mismo ser
tibios mates a destiempo
alguna siesta tardía,
una ausente más del curso
melodías repetidas.

Wednesday, June 17, 2015

Se confunde
crecer
con un trabajo
en blanco
con algún cheque
en blanco
una casa
de muebles
claro
blancos
al parecer
reflejan más luz
y si el estatus
lo amerita
vestir
traje blanco
es de alguien
con tamaño
con clase
como puras
impecables
torres de ajedrez
y en el lío
se olvidan
los pasos
las jugadas
del peón
que somos
más lo otro
lo graso
lo roto
lo negro
lo solo
del invento
de uno mismo.

Wednesday, April 1, 2015

bienvenidos


La casa sus puertas
abrió y era regla
entrar descalzos
a tientas despacio
sin grandes ruidos
sin grandes
volvernos ebrios bailar
desnudos estaba bien
desoir timbres y avisos
fechas compulsivas
festejar cumpleaños
y los días nublados
inventar estrellas.

amplitud modulada


olvido cambiar 
el dial y la radio
permanece en am
dura estacionada así
todo un meridiano
de fondo como el eco
de tus besos de tus roces
como esa voz de la lluvia 
en la tarde 
mal sintonizada.

Tuesday, March 31, 2015


Lo positivo dicen
buscalo entre lo negro
abrí los ojos que las cosas
darán su luz al momento
cuestión de meses más meses
menos y dirás
adiós sin premura;
amigos copas y códigos de barra,
patear la calle dar 
la vuelta al perro y al sentido
del humor
no lo pierdas, dicen
pero las veredas sólo son
testigos mudos de sus pies ausentes
como abrir la puerta y ver nada
más que el árbol desnudo
de hojas y de años
entonces qué
a lo mejor dicen
tantas cosas.

Thursday, March 19, 2015

*
Todo fue mal después de vos
porque no supe de mí
y empecé a rasgar los lutos de otros,
a repetir
lo que decían los hombres
sobre las mujeres.
Y se me cansaron los pies
de escuchar esa canción
que habla del día y de mí.
*
Florencia Codagnone (Buenos Aires, Argentina)

Thursday, March 12, 2015

Wednesday, March 11, 2015

Para ellos: mis guarda-alma.

Ustedes. Más que latir en la alegría de los mejores momentos: los habitan. Hacen de los relojes hogares que invitan a estar. Ustedes conmigo, nosotros: manos estrechas, abrazos cálidos para quedarse a vivir.

Con la oportunidad del encuentro justo. Cuando la nube se embarra. Entre los días comunes. Y cuando el horizonte se cocina a fuego lento, aparecen con sillas y entusiasmo.

Vibraciones nada más. Una mirada para cada ocasión. Resoplidos de viento si algo no anda bien.

Días habituales. Otros días, donde algunos huecos se amontonan por ahí dentro. Y precisamente, como por magia, entran sin avisar ustedes, mis tesoros, traen música, sonidos dulces para las costumbres secas y las raíces.  Amigos.


Conversaciones llanas, filosas, lugares inesperados. Sutilidad, donde confluyen fuerzas, energía, elementos, historias. Como esa estrella fugaz que duró tres calles y dos asombros. 


Días donde se apasiona el cuerpo, la piel se eriza y muerde emociones, el gato manso duerme en el patio. Se exprime el dentífrico y el café calienta los rayos de sol de la cocina.  Cae la noche se apagan las luces de la cuadra. Todo está igual. Y ustedes entran. Y la risa viene con ustedes.


A cada paso, a cada situación. 
Entre los espacios de siempre, y los de a veces. Cancelan las preguntas sin sentido. Abren mi pecho con flores. Comparten el pan. Acercan los espejos mágicos, palabras que resuenan. Hacen la maravillosa tarea de estar, sin juzgar ni levantar la voz. Traen quietud. Quiebran cualquier soledad y la arrojan al vacío. Ustedes, luces siempre, convierten a favor cualquier adversidad. Convierten los días cualquiera en viajes interminables. Únicos. Mayores. Saberlos conmigo. Qué más.
Como petróleo sobre plumas.

La noche pesa sobre esta cárcel.

Las manos intentan.

Aprietan la música de las llaves.

Monday, March 9, 2015


Se arremanga lo real
para combatir signos.
¿Cómo se marca una marca?
¿Cómo se borra un cero?
¿Cuándo se cierra un círculo?

Wednesday, March 4, 2015

Se había quebrado el amanecer y el sol creaba rajaduras.
Mis manos eran largas, tocaban desde mis ideas, la calle.
No pude pensar.
Partí con una bolsa: el coraje, las mejillas hundidas, nubes.
Un viento cómplice, una música de alivio.
Me rompí. Me arreglé. Sentí el peso de la vida.
Fugué hacia mí.

Tuesday, March 3, 2015

sucesivamente.

Quizás la lluvia venga a enseñar algo sobre soledades construidas. Hasta se sirva un café y respire profundo. Se ubique en el lugar vaciado que era tuyo. Mis peores espacios: la persiana a medio caer, la hora de la siesta, el bosque. Mejores recuerdos: el viejo molino, la noche del baile. Mejores palabras: los silencios antes de los besos. Mejores besos: los que callaban. Abrazos: uno por uno. Fantasmas: disfrazados de nosotros. Miedos: miedos. Mejores presencias: los domingos. Y así

Friday, February 27, 2015

Entre


Interior


La casa del interior parece ahora estar en orden, bueno, en el orden de una hoja muerta que se mueve, sin lógica aparente. Viejas ventanas de la casa son nuevos años, amarillos como papeles en sepia cuando sus bordes se roen, porque somos nosotros, olvidados deseos, torpes mañas repetidas, los nuevos años, nosotros siempre, un poco lo conocido, otro poco lo igual. 



Exterior


Las palabras van resbalando por diversos puentes, debajo, la carretera está perdida, confundida de humo, semánticos motores silbatos semáforos histéricos baúles de secretos tapizados, volantes ciegos a los sueños entre comillas. El espejo es siempre retrovisor; los peatones se arrancan los trajes de los cuerpos en un grito de ahogo, desquiciados, bajo los ojos del mundo, bajo una insignia de lucidez. Puentes horizontales cruzan el caos citadino, los verticales lo atraviesan mientras las palabras en caída libre, bailan, se aprietan, se mienten, la ciudad cuadrada está tan vacía y tan lejos. Aburrida de semidioses, hay un lento dialogar en sus calles, una pausa para cruzar, la ciudad está tan vacía, tan cálida, de metal.

Fragmentos olvidados
/ Año 2011


Todo está como lo dejé. Pero ha cambiado. La mesa, donde la 

habíamos dejado, ahora está patas arriba. La cena es difícil. 

Arrastré las sillas de una esquina a la otra, los vecinos no se 

quejaron. Bajé el techo, era tan alto, el cielo gritaba de invadido. 

Regué la puerta, está dando sus primeras llaves. Insistí en tus ojos 

recortados, decoran las paredes como cuadros. Todo se llenó de 

bosque. La madreselva trepa la cocina, flores rotas marchitan el 

cuarto. Es muy húmedo acá. Se esperan los primeros incendios de

sol para septiembre. 
en la bici andaba hoy
y por la misma calle
de tierra de siempre
advertí algo
las casas de la cuadra
como un desafío al plano
eran diagonales
no respondían
al aburrimiento habitual
de líneas perfectas
me pregunté si acaso
esos sinsentidos
que por tiranía o apuro
escapan a la mirada diaria
guardan las mejores cosas
las más inocentes y te añoré
riendo conmigo del tiempo
de los sitios mundanos
donde alquilo mi atención
después de todo
a quién podría importar la dirección de unas paredes
la quietud del perro que bosteza en la puerta
o la tarde demorada en el llanto del sauce.

Thursday, February 26, 2015

Átomos de luna. Mezclado con bicicletas de viento. Mezclado con palomas de río. Abrigos de verano. Mezclado con. Mezclado con historias caídas. Y hay lazos. Partículas físicas. Planetas cubiertos. Apenas polvo. Apenas polvo flotando en la luz de la rendija de la puerta del patio entreabierta. 
luego
me acompaña

imprescindible 
la magia del intento.

Movimiento de río

La corriente pícara fluye, el agua abraza el cuerpo, lo 

desmaleza. La piel eriza al viento. Viajes así merecen una

flor sobre la roca.



Entre densas manos líquidas dejarse llevar. Verter la 


cascada, 
volverse catarata. Bucear entre corales, salpicar 


rayos de sol como un delfín en el salto. Conducirse según las 

leyes del aire. Despojar el vacío. Cómo. Así. Suspendida en el

silencio abismal de lo profundo. 
Guiada por el curso

del 
caudal.